Petrolicious echa un vistazo más de cerca al brutal Lancia Delta S4

El nombre Lancia se escucha comúnmente entre los círculos italianos. Sin embargo, sus elogios son puramente sinónimo del mundo de los rallies del Grupo B, una serie de deportes de motor desaparecida que poco comprometió la búsqueda de la velocidad durante los años 80.

En el último episodio de Petrolicious, se presenta al público al aficionado a los coches de rally John Campion, que resulta ser dueño de uno de los raros clásicos del fabricante italiano, el ultra raro Delta S4.

Después de una larga introducción sobre la historia del coche y cómo llegó a conseguirlo, Campion lleva el trofeo al circuito para una demostración genial de lo que se necesita para construir una verdadera máquina de rally.